lunes, 25 de marzo de 2013

La coleccionista de telas

A partir de ahora he decidido que paso a llamarme Lola, La Coleccionista De Telas. Sí, con ese sobrenombre pasaré a la historia. Porque coser, lo que es coser, poco o más bien nada, pero comprar telas... Menudo vicio.

No puedo parar. Me encanta. Verlas, tocarlas, imaginar que puedo hacer con ellas, doblarlas, guardarlas y de vez en cuando sacarlas de sus cajas y verlas, ¡me encanta!

La semana pasada ordené las que tenía, y me ocupan unas dos cajas y media (cajas bastante grandes) y pensé, tengo que hacer algo con ellas, no compro ninguna más hasta que acabe con éstas.

Jajaja, que ilusa!! Unos días después van Sonia y Elisa y organizan su CC de un vestido precioso (ya os lo conté aquí). Y yo que ya tenía el ojo echado a alguna de las telas de Nube de Tela, pues caí en la tentación.

Y no contenta con eso, ayer me fuí al mercado a comprar fruta y me vine con esto.

En la foto no se aprecia bien, pero los colores son preciosos


 
 Que como véis, muy madura no estaba, y para la merienda de los niños como que no lo veo, pero no me pude resistir. 



Creo que es viscosa, pero no estoy muy segura. Tiene un brillo muy bonito, y un tacto muy suave, con bastante caida. Me gustó mucho para un vestido veraniego para mí. 

Ya veremos si sale de la caja...
  
Pero no queda ahí la cosa, ya tengo varias vistas que van a venir para casa sí o sí, pero me esperaré un poquito, si no voy a pensar que estoy perdida de la cabeza totalmente.  

13 comentarios:

  1. Ja, ja, ja!, a mi me pasa lo mismo...me encantan las telas, pero yo me propuse gastar todas las que tenía antes de comprar más, y de momento lo voy consiguiendo...

    La única tela que he comprado, es la del cose conmigo de Sonia y Elisa, en el que también participo.

    Por cierto, esta última tela que has comprado, me parece preciosa para una blusa o un vestidito.

    ResponderEliminar
  2. jeje es una adiccion que tenemos todas creo yo yo no puedo evitar comprar telas tambien se te van los ojos y no puedes evitarlo jeje un saludo guapaa besitos y a seguir comprando jaja por cierto la tela que nos enseñas es chulisima para una blusa sueltecita quedaria genial ya me contrás besitosss

    ResponderEliminar
  3. Lola, tranquila!!. Adictas y locas por las telas somos muchas!!. Es puro vicio!! y luego mucho estres de querer coserlas todas a la vez, je,je...
    Besitos guapa..
    Por cierto, tu ultima adquisicion es muy bonita..

    ResponderEliminar
  4. Pues no te puedo consolar porque tengo el mismo vicio...me corto un montón porque "intento" no ir a la tienda de telas ni mirarlas en internét...prácticamente imposible!
    Me encanta la combinación de colores de esta tela!
    Un beso

    Diana

    ResponderEliminar
  5. Creo que todas estamos iguales.. mi marido ya me mira con cara rara cuando me ve con otra tela debajo del brazo..jaja
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Sí,si,yo creo que es una enfermedad que tenemos,pero tocaya que salgan de la caja para ser cositas y que nos lo enseñes

    ResponderEliminar
  7. Es normal que ahora no tengas mucho tiempo para coser, ya verás como las acabas usando. Yo también voy acumulando un montón de cosas, cintas, botones, lanas... por si algun dia encuentro algo en que usarlas.
    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Yo me siento super identificada contigo. Que seria de nosotras si no compraramos telas. ¿No crees?
    La tela parece muy linda. ¿Le has buscado ya proyecto?
    Un beso.

    ResponderEliminar
  9. Veo que todas caemos en lo mismo a si que mal de todos...consuelo de muchos!!jaja.

    un beso!

    ResponderEliminar
  10. Que vicio tenemos por Dios!! Pero al fin y al cabo es un vicio muy sano y productivo, no???

    ResponderEliminar
  11. Jaja Veo que no soy la única adicta a comprar telas.
    Como dicen por aquí: "Dios las cria y ellas se juntan"
    Yo voy a ver si me aplico lo de no comprar ninguna tela nueva hasta que alguna haya salido del cajón antes. Menudo vicio!!!

    ResponderEliminar
  12. Hola, tienes un premio en mi blog!!!

    ResponderEliminar